Feliz Navidad 2016!

Feliz Navidad 2016!
Dedicado a toda la comunidad bloguera

FIGURA Y FONDO

FIGURA Y FONDO
mi último proyecto

FLIN EN LA LIBRETITA

...un personaje nacido de mi mano...

Cartas que no fueron enviadas

..quedan invitados a conocer el blog de Eduardo, mi papá (que sigue vivo desde sus letras)

LADY DARK

un relato ilustrado

Seguidores

jueves, 14 de junio de 2018

ESTE JUEVES UN RELATO: Cambios

Esta semana nos convoca Lucía, desde su blog, con la consigna de escribir sobre los cambios. Me disculpo por el tono de mi texto, pero me surgió así. Para leer todos los relatos, dar clic aquí




CAMBIOS

Macerado por el tiempo, el desengaño, la experiencia y el aprendizaje, uno va mutando en su forma y en su contenido (aunque en sustancia y esencia siempre seamos los mismos). En pocas cosas respondemos hoy igual que ayer, aunque con obstinación busquemos vernos siempre igual frente al espejo.

Si bien es cierto que la identidad se va forjando a medida que pasan los años y seguimos siendo -en nuestro fuero más íntimo- los mismos que cuando éramos niños, debemos reconocer que por estar vivos nos hallamos en constante transformación e intentar aceptar esos cambios demuestra el estado de nuestra fortaleza interior, que no siempre crece a la vez que decae la de nuestro exterior.

Aunque duela, aunque insistamos con que no, que en nada hemos cambiado, que todo nos llega igual, que actuamos hoy de la misma forma que ayer cuando éramos jóvenes y puros… no es cierto; no puede serlo, porque la vida viene dejándonos huella, y lo que ayer quizás nos lastimaba profundamente y sin filtro, en el presente no logra calarnos igual que antes, cuando nuestra inocencia era mayor y nos encontrábamos a merced de la tempestad de nuestros sentimientos.

Para bien o para mal uno va construyéndose capas intentando aislarse de todo aquello que no puede controlar, mientras siente que todo alrededor se descalabra, se vuelve irreconocible, ajeno e inexplicable.

Es que a medida que transcurren los calendarios cambia nuestro papel dentro del universo cotidiano en el que nos movemos y las alas que nos alentaban terminan por caer por los hondazos. Si bien tras las primeras pérdidas intentamos ser los cimientos de eso que antes nos sostenía, luego de varios ciclos ininterrumpidos en los que las certezas viran totalmente hacia lo inesperado, uno advierte que el destino dispone que seamos roca en lugar de viento y con tristeza y resignación, pese a no quererlo, termina al fin por entregarse.  

miércoles, 6 de junio de 2018

ESTE JUEVES UN RELATO: EL CUADRO

Nuevamente es el amigo Pepe quien se hace cargo de la conducción de este jueves y nos propone elegir una obra pictórica para inspirar nuestro relato. Para leer todos los textos participantes en la convocatoria, pasar por su blog.




La obra que me inspiró: Oz, de Ricardo Celma





LA TIERRA DE OZ

Duermes, luego de leer el mágico libro y el poder de la ensoñación te lleva esta vez al sitio real en donde todo empezó. Te ves y te palpas con la sustancialidad que sólo se advierte en el mundo concreto, por lo que, más allá de lo que tu razón quiera admitir, aceptas que estás al fin en esa mágica tierra de Oz donde todos logran hacer realidad sus deseos.

No ha hecho falta en tu caso un fuerte tornado para llegar. Han bastado solamente las alas de un libro y la convicción de que en tu vida jamás lograrías ser feliz. Hacia allí querías escapar, ensimismada en tus negaciones, en la frustración de no reconocerte cada mañana frente al espejo, con la certeza de ser rechazada por los demás, a los que a su vez consideras ajenos y diferentes. Piensas que allí, en esa tierra inaccesible para muchos, lograrás refugiarte, aceptada y comprendida sin necesidad de etiquetarte ni aparentar lo que sientes que no eres.  

Pero tu mirada sigue triste estando allí, no has sentido el poder de la magia, no ha llegado la transformación que esperabas, no se ha aclarado tu mente ni te has reencontrado con el corazón que solías tener en otro tiempo.

Dorothy y sus amigos te observan acongojados. No saben cómo ayudarte, no pueden recurrir ya al mago en el que ayer creían, ese que -decían- dominaba el arte de hacer realidad los sueños. Es que han perdido aquella inocencia. Los puros también crecen, no se atan a la esperanza tonta de pretender que sea otro quien destruya sus fantasmas. Ahora lo hacen ellos mismos, por su cuenta y a fuerza de convicción y coraje.

Pero tu dolor los conmueve y de su experiencia rescatan lo que de ellas pueda ayudarte. Conocen lo valioso que puede ser tender una mano. Se saben más poderosos estando juntos y esperan que sientas que tú también puedes sumarte. Comparten contigo sus diplomas, te prestan el reloj-corazón y la inefable Dorothy te regala sus preciosas zapatillas rojas para que vuelvas cuando quieras a ese lugar al que llamas hogar y donde -sabes- encontrarás la fuerza y el motivo para reinventarte.

viernes, 1 de junio de 2018

ESTE JUEVES, no logré acoplarme a las HISTORIAS FAMILIARES

Esta semana Dorotea nos propone escribir sobre una particular familia sobre la que detalla sus características. 
"Las historias tendrán como personajes principales a PACO y SINA, una pareja casi moderna, que viven en CANTALAPIEDRA, esté donde esté. Tienen un hijo que se llama PINCHO por flaco y PEDRO por bautismo."
Sugerencias: De cómo se conocieron, de cuándo se enamoraron, por qué Paco cojea, dónde está el baúl de la tía abuela Mónica, por qué no se hablan con la familia de Sina, qué hace Pincho por las tardes?

Por la forma en que se plantea, surge como adecuado un determinado estilo narrativo al que no me condujeron las musas. De ahí que tenga que disculparme y aclarar que este texto, si bien surgió del tema juevero de esta semana, en muy poco se acerca a lo que debíamos escribir. Así mismo no quise dejar de sumarme a la convocatoria, por lo que lo publico igual. 

Para leer los textos que SÍ SE AJUSTAN, dar clic aquí.



EL VIEJO ARCON

En aquel viejo baúl de la abuela, semi enterrado entre las cosas en desuso del altillo, cada quien en aquella casa encontraba la puerta de escape para sus propias tribulaciones. Como si fuese parte de un rito ancestral que nadie confiesa, todos recurrían a él y a su magia cuando, en secreto, buscaban dejarse llevar por sueños, recuerdos, lágrimas o vuelos infinitos según  fuese la razón que lo impulsara.

Si la crudeza de descubrirse una nueva arruga en el entrecejo llevaba a la mamá a caer en un pozo de depresión más aguda que la acostumbrada, calladita y sin que nadie la viera subía al desván -y cuidándose de tener preparada una excusa creíble por si alguien advirtiera su inusual excursión a los altos de la casa- abría lentamente aquel arcón primorosamente labrado por el paso del tiempo y rebuscando entre las viejas fotos y los ropajes de antaño allí guardados, se dejaba deslizar en su ensoñación hacia sus esperanzados años mozos en  los que sueños y juventud aún estaban intactos. Bastaban entonces unos contados minutos para que su corazón volviese a latir ávido de nuevos horizontes y su venturoso espíritu de madre-a-prueba-de-toda-incertidumbre reencontrara la razón para seguir cabalgando con fuerza y determinación en medio de cualquier tormenta que pudiera acongojar a su familia.

Si la impotencia por sentirse atropellado –ya sea por su desmedida prudencia o por su perceptible renguera- menoscababa la baja autoestima del papá de esa familia, despacito y luchando para que su paso desparejo no lo delatara al subir la escalera, el frustrado oficinista escarbaba entre los tesoros del mágico arcón buscando algún rastro de lo que fueran modestos logros deportivos de otro tiempo: dos o tres copas alguna vez doradas trayéndole recuerdos de un podio ya lejano, sus manos juveniles blandiéndolas en alto con mucho orgullo mientras sus padres sonrientes aplaudían entre la gente desde la tribuna del natatorio. Bastaban esos pocos instantes de evocada felicidad para que otra vez, con las fuerzas renovadas, aquel noble padre de familia decidiera con convicción retomar la batalla diaria para ganarse el pan con dignidad y constancia, parándose de frente ante a las nuevas adversidades que pudieran presentarse.

Si la monotonía de los juegos no compartidos lograba opacar en algún momento la lozanía de la mente infantil del hijo único de aquella casa, la infalible fuente de inspiración para renovar su avidez por misterios y fantasías no podía ser otra que el viejo arcón de la abuela aguardando allá en lo alto. Refugio cálido en tarde invernales el viejo arcón se transformaba en poderoso buque de guerra, fabuloso tesoro de piratas aguardando por ser descubierto, fantástica nave espacial, maravilloso circo ambulante… o lo que fuera. Mil formas diferentes de hacer reales todos los sueños que aquel niño solitario desease crear en base a los viejos trastos allí guardados. Rastros palpables de vidas mágicamente cercanas, siempre disponibles para lo que se quisiera evocar.

Pero lo que nadie se imagina es que allí, en ese mágico arcón, entremezclado con viejas cajas de recuerdos, ropajes ajados y papeles atesorando amados registros de familia, sigue habitando efectivamente el espíritu dulce de la abuela, quien -pese a haber traspasado hace mucho el umbral hacia la inmortalidad- sigue presente allí en la casa, sobrevolando a sus queridos vástagos velando por sostenerlos siempre en su lucha por la felicidad.

jueves, 24 de mayo de 2018

ESTE JUEVES UN RELATO, EL PREMIO

Siguiendo la propuesta que esta semana nos hace Juan Carlos desde su blog, decidí aceptar el reto de intentar desarrollar  la idea apuntada de Chejov "Un hombre, en Montecarlo, va al casino, gana un millón, vuelve a casa, se suicida." Me disculpo por no haber podido hacerlo más corto. 
Para leer todos los relatos participantes, dar clic aquí

Resultado de imagen para ruleta pila fichas


Un día nada especial, sintió que su apatía por la vida había tocado fondo, por lo que determinó que la hora de su fin había llegado. Pensó que aquella medida drástica debería ser precedida por un acontecimiento totalmente impensado, algo que jamás hubiese hecho en otro momento, una última jugada arriesgada tentando al azar y al destino para que aprobasen -o no- lo que ella ya daba por concluido. Tomó el dinero de todos sus ahorros y sin más trámite se fue a lo que siempre consideró un antro de perdición de viciosos e irresponsables: el casino.

Apenas traspasar el lujoso hall de ingreso quedó apabullada por el desenfrenado juego de luces y brillos destinados a provocar la irrealidad del ambiente. Sin tener la mínima idea de cómo funcionaba todo aquello se las ingenió para descubrir cómo procedían los otros  jugadores, tanto los más cautos como los que de lejos se adivinaban como más avezados. Con lo que primero quiso ensayar fue con los tragamonedas. Cuando se dio cuenta que había dilapidado una pequeña fortuna sin siquiera advertirlo se sintió paralizada, pero al momento se sobrepuso y quiso probar suerte en algo que siempre había visto en películas y ansiaba experimentar.

Al modo de una mata hari totalmente inexperta, blandiendo una vistosa copa en alto se acercó a una mesa de ruleta intentando emular a los personajes más llamativos de aquel sector. Decidida a hacerse notar por lo arriesgado de sus jugadas, arrimó la modesta pila de fichas que le quedaban a uno de los números centrales del tablero, intentando que fuese el azar simplemente el que guiara la dirección de su mano. Cuando la bolilla se detuvo, tardó en comprender lo que había sucedido: acertó su primer pleno casi sin pensarlo. La satisfacción de ver que más de uno a su alrededor sintió real envidia de su acierto, fue mayor que la que le produjo comprobar el tamaño que había alcanzado su montón de fichas. Sintió su corazón latir con fuerza inusitada. La que sería una noche de gloria para su ego acomplejado fue reafirmada por su persistencia a no querer mover nunca sus fichas. Por cinco veces apostó al mismo número y las cinco ganó, multiplicando exponencialmente la cifra inicial.

Cuando por fin, desbordante de éxtasis, luces y alcohol tomó el taxi de regreso a su casa, empaquetado torpemente sobre su regazo llevaba con ella un inesperado millón dispuesto a ser disfrutado.

Apenas traspasado el umbral de su oscuro departamento la fuerza de su depresión volvió a instalársele de lleno en su corazón y ningún pensamiento positivo nacido del impensado premio que acababa de recibir logró quebrar la angustia de sus antiguas frustraciones. La soledad en la que vivía adquirió nuevamente la verdadera magnitud con la que solía aplastar cualquier intento de optimismo en su vida y el llanto se instaló nuevamente como único refugio.

Pese a lo extraordinario de la situación, aquel regalo que le daba el destino como respuesta a su osada provocación, lejos estaba de brindarle algo de alivio o esperanza, todo lo contrario, sentía que la volvía a colocar sobreexpuesta frente a todos sus irresueltos complejos y frustraciones. Decidió entonces  proseguir con su plan incluyendo ahora el dinero como elemento dramático crucial enmarcando la que sería su despedida.

Desempaquetó el voluminoso paquete de dinero, lo miró por unos minutos, resignada ya a desprenderse de ellos sin pena ni remordimiento. Cierta inocultable satisfacción le nacía al pensar que su personal decisión  lograría alterar la suerte de quien, en un futuro muy próximo se topara con ellos.

A la mañana siguiente cuando la muchacha de la limpieza llegó como siempre para hacer sus tareas, se encontró con el cuadro más grotesco e inaudito que jamás se hubiera imaginado: el cuerpo inerte de la dueña de casa colgando sin vida de la araña del comedor, frente a él, la puerta del balcón abierta y sobre la pequeña mesa del café sacada al exterior para la ocasión, como pájaros en libertad volando a los cuatro vientos, montones de billetes elevándose por los aires hacia horizontes impensados, dispuestos a arribar hacia donde el insondable destino lo dispusiese.

miércoles, 16 de mayo de 2018

ESTE JUEVES UN RELATO: UN PUNTO DE LOCURA


Este jueves Pepe nos propone escribir sobre ese grado de locura que nos aleja de la normalidad rutinaria. Lo que se me ocurrió es en sí mismo bastante alocado, por lo que, creo, responde a la propuesta. Para leer los textos participantes, pasar por el blog Desgranando Momentos





ARTILUGIOS INVENTADOS PARA LA POSTERGACIÓN DE TU EPITAFIO 

Para escapar de las brusquedades de un mundo insano y complejo que no para de regenerarse en mil innovadas versiones; para hacerle frente al tiempo y al desgaste de tu alma que provoca el repaso de achaques y medicamentos que cada día estrenas; para resguardar del pisoteo cotidiano a las emociones ancestrales de tu infancia que aún sobreviven escondidas en un rincón de tu caja de recuerdos; para intentar ser más humano, más venerable, menos sádico, menos insensible, más valioso para tu inocencia y la de las generaciones venideras, yo te recomiendo escarbar bien en tus adentros y asirte de tus instintos.  

Allí donde la imposición filtrada de las formas sociales aún no ha penetrado y tu naturaleza honesta conserva al menos intacto un atisbo de lo fue cuando llegaste al mundo; allí donde aún te reconoces auténtico y puro, donde -de vez en cuando- te permites regresar cuando se calla el griterío de las trivialidades y se decantan las cosas banales separándose de las importantes. 

Regresa entonces a ese lugar primigenio explorándote una vez más y rescata una o dos ilusiones que todavía logren encenderte las entrañas; sacúdeles el polvo del desengaño acumulado; vuélvelas a acariciar nuevamente con la ingenuidad que te unía a ellas en otro tiempo, llévate además -si encuentras- las hilachas de irracionalidad que queden aún aferradas a ese par de sueños inconclusos que andan por allí, ateridos y adormilados; reconcíliate con ellos. Concéntrate en esa ceremonia; siente con profundidad la intensidad del reencuentro; déjate inspirar por las emociones que ayer te brotaban al pensarlos; verás que de inmediato se producirá el milagro: otra vez los sentirás vivos, rejuvenecerás con ellos y sabrás que serán el motor que tanto necesitas.

Define luego un camino, apunta a diseñarte un artilugio personal que te haga posible alcanzar tu meta. Olvídate totalmente del calendario y del espejo: son dos grandes tiranos expertos en aplastar tus vuelos. Define luego el fundamento, apuntando que se trata de pasiones y no meras distracciones. Ponte luego de inmediato a armar el proyecto partiendo desde cero; elabora un plan, un plano, haz una lista, un arqueo de caja, un recuento; pon el acento en los pro minimizando los contra, porque haz de tener en cuenta que atados a ellos suelen venir los frenos, las anclas pesadas, los viejos prejuicios, los ¿para qué?, los planteos necios.

Disfruta cada paso, con tus cinco sentidos a pleno apostando a despertar al sexto: verás que la intensidad del momento creativo te hará sentir otra vez mariposas aleteando dentro de tu estómago– solamente por eso valdrá de por sí la experiencia- Tómalo todo con deleite, jamás como instancia obligatoria.

Verás poco a poco que tu preciado y precioso artilugio irá tomando forma, lo sentirás más definido, más tuyo, más real, más concreto e irá creciendo y fortaleciéndose a medida que vayas experimentando y explorando potenciales nuevos: será blog, será viaje, será taller literario, será refugio de mascotas, será campaña solidaria, será militancia, será actividad compartida, será tour fotográfico, amante nuevo, serán jabones artesanales, perfumería exótica, clases de salsa, colección de autitos, estudios retomados, poemario auto publicado… será lo que tú quieras que sea… pero será y eso agregará sentido a lo que antes era simplemente transcurrir y ver pasar el tiempo.

Por eso, hazme caso y decídete: obedece a esa locura postergada, ponte de inmediato a inventar un artilugio sincronizado con tu alma y serás capaz de posponer indefinidamente la redacción de tu epitafio.



Y ya que estamos, les abro la puerta para conocer un pintor surrealista actual con el que me topé de
casualidad, Michael Cheval espero les guste.


Ocio Inteligente: para vivir mejor: Pintores de hoy (54): Michael Cheval.

miércoles, 9 de mayo de 2018

ESTE JUEVES UN RELATO: El pensamiento único

Esta semana el encuentro juevero viene de la mano de Inma, con un tema conflictivo y nada fácil: El pensamiento único. Les dejo mi aporte. Para leer más relatos, pasar por su blog.





EL PENSAMIENTO ÚNICO

Según nos contaron la historia fue así. Tal cual la repito. Sin luces ni sombras. Sin medias tintas. Sin imprecisiones ni distorsiones nacidas de espurios intereses. Así como la escuchan. Así como suena, clara y contundente. Así como debe ser siempre contada para que nunca se olvide, para que mañana no haya retrocesos. Para que nadie jamás dude.

Es que la Verdad siempre es una sola. No acepta retoques ni justificaciones. No importan causales ni excusas ni entretejidos ni complicidades ni engaños ni jueces. Lo malo es lo Malo, lo bueno es lo Bueno. No valen los grises ni indefiniciones.

Contar la Verdad nos hará mejores, enaltecerá la Historia. Marcará claro el surco del futuro. Allanará el camino. Acelerará el progreso. No permitirá que surjan discusiones desgastantes, dudas mediocres o retrocesos vanos. Se construirá sólida una identidad que asome en cada uno de nuestros rincones. Nos haremos fuertes.

Nadie habrá que se anime a plantearnos demagógicas alternativas porque la Verdad siempre será Una, radiante y contundente. Jamás admitirá retoques, porque nació y será Perfecta, para que todos nosotros también lo seamos. Serenos, virtuosos, grandes, precisos, certeros, invencibles… porque la Verdad nos respalda, nos distingue, nos ennoblece, por lo tanto a los Otros, a los que se nos oponen, jamás los asiste. De eso no cabe duda. Y no es porque yo lo diga, es porque ES así. Lo prueban los hechos. Lo narran los libros. Lo saben los sabios. La gente de Bien. Las buenas conciencias. La gente que busca vivir en concordia sin sembrar tormentas ni escándalos, luchas o revoluciones.

Yo sé lo que digo: hay que estar alertas. Es mucho lo que hay en juego: nuestro estilo de vida, nuestra libertad, nuestras convicciones. No bajen los brazos. No jueguen con fuego. Escuchar mil campanas trae riesgo de sordera. 

domingo, 6 de mayo de 2018

CIERRE CONVOCATORIA JUEVERA DE ESTA SEMANA



Agradeciendo la numerosa y creativa participación a partir de mi propuesta -sorprende ver los distintos textos surgidos a partir de una misma imagen- doy por finalizado el encuentro juevero de esta semana y paso la posta a la amiga Inma Blanco, quien será la encargada de proponer nuevo tema. Me quedo más que satisfecha sabiendo que mis fotografías sirvieron como para estimular tan variado surtido de relatos. 
Les deseo a tod@s una muy feliz semana y los convoco a encontrarnos nuevamente el próximo jueves en lo de Inma, narrando y leyendo nuevos relatos. 
Que la paloma de la inspiración llegue hasta sus manos, jeje!



Besos y abrazos!

jueves, 3 de mayo de 2018

MI APORTE PARA ESTE JUEVES DE INSPIRACIÓN FOTOGRÁFICA



PEQUEÑA FLOR

Regada de sol se abre la flor entre la grieta. Extiende su tallo con timidez: apenas sugerente, sin aspavientos, sin exuberancias, con la simplicidad de una única hilera de pétalos amarillos coronando un verde e ingenuo botón sin fragancias.

La acidez de sus hojas ásperas y salvajes desprende un rastro casi imperceptible, tan sólo registrado por uno o dos insectos que aletean a su alrededor, ávidos por beber sus mínimos jugos silvestres. La rústica flor no anhela mucho más. Leve destello de color creciendo aprisionado entre lo que alguna vez fue tierra y hoy en cambio subsiste como ladrillo de un muro centenario.

Su gesto de persistencia sin mayores aspiraciones, no deja de ser virtuoso. Para el visitante que llega desde lejos agrandando sus ojos ante cada sorpresa del camino, aquel pequeño manojo de vida caprichosa surgiendo sin mayor estimulo que las bondades de una lluvia caída en primavera, no pasa totalmente desapercibido. Acariciada por la brisa que se enreda entre los tallos, la pequeña flor cobra mayor protagonismo junto a sus congéneres: se destaca su color, se asimila al de los naranjos frescos que crecen más atrás, en la callecita cercana. Y estratégicamente ubicada desde incierta perspectiva se transforma de repente en sujeto de atención, pasa a ser protagonista para el ojo avizor, inquieto cazador de formas y colores detrás de la lente fotográfica.

Impensada forma de pasar a la posteridad: atrapada para siempre en la imagen instantáneamente capturada en aquel bello rincón del planeta, ahora vuela, aquí y allá, enterneciendo a quien la ve en cálida postal, sugerente y sugerida como leiv motiv para un escrito.

Para leer más relatos, pasar por el post anterior.

SÚMATE

Archivo del blog

RANKING DE ESTE BLOG SEGÚN WIKIO

Wikio – Top Blogs

BLOG REGISTRADO

IBSN: Internet Blog Serial Number 1-958-000-000