Feliz Navidad 2016!

Feliz Navidad 2016!
Dedicado a toda la comunidad bloguera

FIGURA Y FONDO

FIGURA Y FONDO
mi último proyecto

FLIN EN LA LIBRETITA

...un personaje nacido de mi mano...

Cartas que no fueron enviadas

..quedan invitados a conocer el blog de Eduardo, mi papá (que sigue vivo desde sus letras)

LADY DARK

un relato ilustrado

Seguidores

sábado, 16 de mayo de 2009

SÁBADOS LITERARIOS DE MERCEDES - 2




Amigos, luego de publicar la entrada anterior, recordé esta anécdota que quiero compartir y que se adapta perfectamente a la convocatoria de este Sábado de Mercedes.

LA VENTANA INDISCRETA 2

Cuando era adolescente, junto con mi hermano fuimos invitados a pasar unas vacaciones de verano junto con mis tíos y primos en Mar del Plata , ciudad balnearia muy populosa de Argentina. La ciudad se caracteriza por transformarse en un verdadero “hormiguero” humano en plena temporada, así que en su zona céntrica hay muchos edificios, de muchos pisos y muy concentrados. Allí alquilaron mis tíos un departamento ese verano, en la segunda torre, en un piso once! Desde allí se veía algo el mar, pero en realidad en la vista, lo que verdaderamente predominaban eran edificios.

Una tarde, luego de haber pasado todo un caluroso día en la playa, apenas al estacionar el auto en la cochera, cuando nos disponíamos a subir todos los bártulos playeros al departamento, se cortó la electricidad! (cosa más que frecuente en los veranos de estas latitudes) de más está decir que el subir a pie once pisos, luego de una agotadora jornada de mar, sol e intenso calor, cargados de bolsos, sillitas de playa y hasta la sombrilla! (no sé por qué cuernos no los dejamos en el auto!) hizo que llegáramos al departamento sin aliento!. Lo único que queríamos era darnos un baño, comer algo y tirarnos en un sillón a hacer algo tan sedentario como ver televisión…pero no había electricidad!...y la oscuridad total se prolongó hasta altas horas de la noche.

Para cuatro inquietos adolescentes aquello era un verdadero suplicio. Estar acorralados entre cuatro paredes, en un piso once y sin nada para hacer era intolerable, así que comenzamos a aprovechar la impunidad que nos daba la oscuridad y con unos prismáticos (aquí se llaman largavistas)  que mi hermano había llevado (es más que previsor) nos dedicamos a espiar a “piaccere” a aquella multitud de seres anónimos que se movían sin pudor detrás de aquellas ventanas vestidas de oscuridad iluminadas tímidamente por alguna vela o simplemente, por la luz de la luna. Recuerdo que sentí en aquella oportunidad la libertad infinita de poder acercarme a mi sueño primario de “ser mosca curiosa” y hurguetear en al intimidad de la gente! Jejeje. La ilusión cercanía que me prestaban los binoculares era impagable y lograba ver como en una película a aquellos seres, colegas en una noche de calor y oscuridad, varados en aquellos departamentos – hormigueros a causa de una razón involuntaria y global, que nos tenía a todos hermanados, allí dispuestos, como en “suspenso” y observación.

No recuerdo el tiempo que transcurrió hasta que al deporte simple de observar, le agregamos el de hacer señas con luces. Recurriendo a linternas y fósforos comenzamos a juguetear con esas minúsculas luces, regalándolas a quienes quisieran aceptarlas. Para nuestra sorpresa, no pocas de las otras lucecitas de aquellas ventanas lejanas comenzaron, a su vez, a responder a nuestros llamados: si hacíamos un gran círculo con nuestra linterna, nacían reflejados algunos otros círculos de luz en la lejanía. Si hacíamos que nuestra luminosidad fuese intermitente, de la misma manera nos respondían…y eso hizo que aquella noche tuviera un cariz mágico, una imborrable sensación de conexión real con aquellos otros “yo” que eran los demás, y que pude palpar en medio de la oscuridad y del anónimo juego de observar y ser observado.

De más está decir que la diversión terminó bruscamente. En el preciso momento que retornó la luz, automáticamente se cerraron las cortinas, se apagaron las linternas y todos volvimos a nuestra pudorosa privacidad, protegidos detrás de nuestras respectivas ventanas.

24 comentarios:

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

A la luz de las velas y armados de largavistas (aca también podemos llamarlo así), un recuerdo mágico, y luego el jueguecito de luces...
!Cómo olvidarlo!
Si te contara, Neogeminis, mis furtivos espionajes con los prismáticos en mano, aiiiig!

Vivan las/los voyeurs. !Salve de nuevo! y te agradezco el divertido comentario a mi broma visual como aportación extraña a la VENTANA SÁBATICA. Besito.

≈ Estrellita ≈ dijo...

que bello recuerdo Neo gracias por compartirlo, te dejo un beso y que disfrutes del fin de semana

ESENCIA DE MUJER dijo...

Con lo que narras creo que el corte de luz y la subida de las escaleras con todo a cuestas....valio la pena!!!! pues creo que cualquier esfuerzo extra previo a un momento grato y placentero...siempre vale la pena. No lo crees? Si tu supieras cuantas cosas he hecho yo para lograr un instante de felicidad !!!!!
Un beso grande amiga y te espero pronto por mi casa....te espero con o sin luz...Ah tràete los prismàticos por las dudas!!! jajaja

Sandra S dijo...

Muy bueno ese recuerdo!! Cuántas cosas inventábamos en la oscuridad para divertirnos cuando eramos niños.

Se te ocurre algo para divertirme mientras regresa el agua? Se me ocurrió hacer ñoquis y ahora no tengo agua para hervirlos!! La merienda de hoy será fuera de lo común jaja.

Abrazotes y gracias por la anécdota!!

Aire de Alhena dijo...

Pues al final fue divertido el apagón, me he imaginado las escenas, de película.
abrazos y buen fin de semana.

Cardenal Farenas dijo...

Hola Neo, que gustazo estar de nuevo por acá. Veo, con alegría, que sigues llena de historias tiernas que vienen acompañadas de gratos recuerdos de tu juventud. Esta, por cierto (me refiero a la historia, no a tu juventud) está llena de gracia, cariño, de sorpresa y de imaginación... UPSS!! este... también me refería a tu juventud!! Caraba!! qué difícil es expresarse bien después de una mudanza!! jeje

Bella anécdota y reitero mis bendiciones de siempre.

Mimí dijo...

Lo has relatado muy bien, y la historia resulta interesante, lástima que luego todo se apagara.
Yo al final he colgado algo también aunque no se si mi ventana es realmente indiscreta, ya verás por qué

Martín dijo...

Los apagones a veces generan historias muy interesantes. Gracias por recordarlas con nosotros. Saludos

Any dijo...

Pero! Pasé a leer el poema de ayer que me lo había salteado y dije como? si yo pasé por aqui ... pero esto no es lo que lei!
Estuvo buenísimo lo del juego de luces, y me imagino lo que fué subir 11 pisos! con el cansancio y los bártulos de la playa. Viste que antes llevábamos la sombrilla y la heladerita?? jajajaj que mal de la cabeza estábamos!
Abrazos vecina, no me cambie mas el texto que me desorienta =)

SILVIA dijo...

MONI, ME HICISTE RECORDAR, TAMBIEN, DOS MOMENTOS , UNO TAMBIEN DE VACACIONES, Y EN DONDE LOS PRISMATICOS, SE ENCARGARON AL MENOS, DE DIVERTIRNOS TAMBIEN, Y SOBRE TODO, VER ALGO , QUE PARA NUESTROS OJOS, FUE TODO UNA SORPRESA JAJAJJAJAJAJ , MEJOR LO DEJAMOS AHI...
LO SEGUNDO , FUE TAMBIEN, UN DIA QUE SE CORTO LA LUZ Y SIN PODER DORMIR, TOMAMOS UN PUNTERO LASER, Y EMPEZAMOS A JUGAR CON LAS LUCES EN EL TECHO JEJEJEJEJ
NO , SE SI TIENE QU EVER, PERO AL LEERTE ME VINIERON ESOS RECUERDOS TAMBIEN¡¡¡
BESOTE MONI¡¡¡

Hada dijo...

=)
siempre es agradable recordar esas libertades q se da cuando se es adolescente jejeje
ojala todos seamos niños para siempre... y no crecer en esa gravedad tan absurda a mi parecer q padecen los adultos
saludos

Julia dijo...

Que lindo travesuras de niños y adolescentes, yo también hacia eso, pero no cuando se cortaba la luz, a plena luz con amigos, jaja.

Un abrazo, buen domingo.

Alma dijo...

A todos nos gusta uan ventana indiscreta, sin asesino claro.

Saludos

gustavo dijo...

enciend0 una vela desde mi ventana.primer0 el f0sf0r0, clar0. n0 te vayas a creer que he encendid0 d0s velas¡¡¡ bien, ya encendida la vela, sabe que detras estare y0 haciend0 ah0ra al men0s, el b0b0: un niñ0 c0n 41 + 5...asi que esper0 señales desde mas alla del mar...preci0sa n0che, m0nica.
gracias.

el poeta mistico dijo...

Un encanto de recuerdo
una diversión sana

y muy buena para esta época
de cortes y tarifas altas...

Lala dijo...

Me imagino que fue divertidísimo!
No sólo el poder husmear en casas ajenas, sino la cosa del juego de las luces, jejejeje!
En estos tiempos es muy raro quedarse a oscuras, eh?


Un beso



Lala

Otra vez a viajar al olvido... dijo...

hermoso!

Mª JOSE. dijo...

ME HA RECORDADO A LA PELICULA QUE LLEVA EL TITULO DE TU ENTRADA.¿NO TE DABA UNA ESPECIE DE SENSACION EN EL ESTOMAGO POR HACER ALGO,SUPUESTAMENTE PROHIBIDO?DEBE SER CIERTAMENTE TENTADOR.LASTIMA QUE VINIESE LA LUZ.
BESOS.MJ

Daniel dijo...

Hola Mónica, tanto tiempo!!. Primero gracias por darte una vuelta cada tanto y dejar tu huella, lo aprecio mucho, de verdad. Segundo, muy buena este relato que has escrito, con el encanto de la travesura y la reacción de quienes padecían las mismas penurias. Me puse a pensar en que los seres humanos estamos tan distanciados unos de otros solo por el hecho de tener o no algo que hacer, jóvenes (en menor medida me parece) o no tanto, estamos siempre haciendo algo, ese algo que nos impide de alguna manera comunicarnos. Esto que hacemos es algo parecido a aquellas lucecitas proyectadas desde una ventana.
Un beso grande
Daniel

El espejo de mi alma dijo...

Hola Moni, mirá si te pescaban justo espiando? jaja, se hubiese armado un bolonqui... jee. Pero está bien, yo lo hubiese hecho igual, lástima que no tengo largavistas... sniffff.
Feliz semana, un besote ghrande para vos.

Ángel Iván dijo...

¿No te parecen deliciosos y maravillosos los juegos o entretenimientos que tenías hace años comparados con los que un adolescente tenga ahora?, parece ser que si no tiene la wii, la play, o cualquier otra cosa endemoniada de esas no pueden ser felices, la de cosas que se pueden hacer con una bicicleta, un balón casi sin aire o un magnetofón antiguo, mejor me cierro la boca, parezco un abuelo batallitas.
UUn besote y feliz semana.

Valeria dijo...

Qué bueno Moni, por lo menos le encontraron la vuelta al sopor de la oscuridad en plenpo centro de Mar del Plata (una vez paramos en un dpto del centro: NUNCA MÁS!!). Y hasta lograron una comunidad lumínica con los vecinos, jeje, linda anécdota, pero me acaba de dar cierta paranoia acerca de los vecinos que puedan estar mirando para mi casa sin que yo sepa, jajaja!!

qaesar dijo...

Y quién no ha expiado de manera furtiva a través de una ventana...?

Bss

ShaO dijo...

Envidio esa noche de "luciérnagas" curiosas : ) Una anécdota elevada a mágica gracias a tu buen quehacer, si señora. Un besote de neón (que no quede por luz jaja)

SÚMATE

Archivo del blog

RANKING DE ESTE BLOG SEGÚN WIKIO

Wikio – Top Blogs

BLOG REGISTRADO

IBSN: Internet Blog Serial Number 1-958-000-000