Feliz Navidad 2016!

Feliz Navidad 2016!
Dedicado a toda la comunidad bloguera

FIGURA Y FONDO

FIGURA Y FONDO
mi último proyecto

FLIN EN LA LIBRETITA

...un personaje nacido de mi mano...

Cartas que no fueron enviadas

..quedan invitados a conocer el blog de Eduardo, mi papá (que sigue vivo desde sus letras)

LADY DARK

un relato ilustrado

Seguidores

miércoles, 18 de enero de 2017

ESTE JUEVES UN RELATO, de Tutores y tutorías

No sé si mi imaginación logró volar lejos de lo típico, como nos sugiere San en su propuesta juevera de esta semana, pero me sumo con esta especie de "leyenda inventada" que se me ocurrió a propósito del tema de Tutores y tutorías. Para leer todos los relatos participantes, pasar por el blog de San "Y nacimos casualmente".




Hubo una vez, en un territorio muy lejano, un emperador que, luego de varias décadas de guerras y conflictos logró consolidar su gobierno a fuerza de imponerse sobre otros reyes que por mucho tiempo intentaron disputarle el poder. Casándose con la hija de uno de ellos, logró consensuar la paz al tiempo que obtuvo lo único que le quedaba por alcanzar a esas alturas: engendrar un heredero que le garantizara la perpetuación de su imperio.

Convencido que una educación escrupulosa haría de su hijo el más fuerte de los emperadores, apenas cumplidos los cinco años apartó al pequeño de los círculos edulcorados que hasta entonces frecuentara con su madre, confiándole al más instruido y astuto consejero de  su entorno la exclusiva tutoría de su primogénito. El destacado ministro asumió con suma dedicación la educación del pequeño, remarcando al monarca que el estricto aislamiento y una disciplina rigurosa darían, bajo su tutela y con el paso de los años,  los mejores frutos para la formación del que sería el más grande de los emperadores. 

Desoyendo las súplicas de la emperatriz para que no la apartase de su único hijo, el determinado emperador le entregó al consejero la total libertad para implementar la educación del heredero, recomendándole que fuera instruido con rigor en todos los campos del conocimiento, poniendo especial énfasis en las que ayudaran a forjar un carácter fuerte y  determinado.

Así fue que el niño, pese al sufrimiento de su madre, fue apartado de su entorno, aislado de lo que fuera juegos, diversión y entretenimiento, entregado a la impiadosa tutela de aquel oscuro personaje que avanzó desde el comienzo en maquinar una calculada trama de intrigas para quedarse al fin con todo el poder.

Si bien en algún momento el sospechoso empeño que ponía el consejero en apartar al príncipe de su familia hizo tambalear la determinación del emperador, la astucia del ministro para manipular las dudas del soberano siempre se impuso frente al amor de ese padre que batallaba en su interior.

Sofocada por el dolor de saberse totalmente aislada de su hijo, la salud de la emperatriz fue decayendo a la par que aumentaba la angustia de su esposo al ver el alto costo que ambos estaban pagando. Consumida por la tristeza, la joven madre murió sin siquiera el consuelo de tener a su amado hijo junto a su lecho de muerte.

Pasaron los años y el príncipe se transformó en un joven implacable, despiadado y resentido. Con un carácter templado por la estricta disciplina y totalmente desconocedor del amor filial y todo lo que ello representa, terminó asumiendo fidelidad sólo para con su pérfido tutor, quien al fin había logrado construir alrededor del muchacho un muro inexpugnable de insensibilidad y ambición. Sin dudarlo y manipulado por el siniestro consejero, destronó rápidamente a su padre, quien, destruido por saber que en lugar de un heredero había fabricado un monstruo insensible y vengativo, culminó sus últimos años aislado de todo, tan solitario, amargado y vacío como lo había estado su hijo durante toda su vida.

23 comentarios:

El Demiurgo de Hurlingham dijo...

Un consejero siniestro.
Que idea tan lamentable aislar a alguien de sus afectos, de sus juegos. Lo único que podría salir es un ser resentido y cruel. Incluso el consejero pudo terminar igual que el emperador destronado.
Bien contado. Y que interesante planteo.
Un abrazo.

Noa dijo...

Me ha gustado muchísimo tu forma de contarlo... . Y la música de fondo queda muy bien.

Un besito,

Noa

Neogéminis Mónica Frau dijo...

Uhhhh! la música de fondo en realidad me quedó de la anterior entrada, jejeje me había olvidado! ya me pongo a buscar algo que se adapte mejor a la historia. Gracias Noa y Demi por ser los primeros en leer y comentar!

Mar dijo...

Tristísimo relato... y con esa música de forndo... ayyy, qué importancia tiene la educación en la formación de una personalidad. Un fuerte abrazo amiga!

Mar

María Perlada dijo...

Genial tu relato, tuviste una buena inspiración, a mí que no se me ocurre nada porque me parece complicado lo de esta semana.

Un beso.

Campirela_ dijo...

Que historia más bonita , me ha dejado plaff pero de lo bien que hecho que esta , triste pero creo que algo de verdad encierras dentro de tus lineas .
Me quedo con la moraleja que no todo es disciplina y orden lo más importante siempre es el amor que se nos da desde que somos engendrados .
Un abrazo y buena semana.

Ester dijo...

No hay que excederse, educación y disciplina si, pero con cariño y comprensión. Abrazos

Roxana B Rodriguez dijo...

¡Hola! ¡Qué triste relato! La verdad, que todo sin equilibrio termina de mala manera. Me ha gustado mucho el relato.

¡Un abrazo!

Myriam dijo...

Hay que tener cuidado con la elección
de tutores y preceptores.

... cualquier parecido con la realidad histórica es mera coincidencia,

Firmado: Rasputín.

:-)

Besos, Neo

Ilesin dijo...

Un buen relato !!
besos

Juan L. Trujillo dijo...

Nunca nadie puede ser perfecto, si no ha sentido cerca el cariño de una madre. A los que les faltó desde edades tempranas, han notado siempre, como la falta de ese obligado asidero que la vida da, ante los momentos de zozobra.
Muy buen relato, amiga.
Besos.

Tracy dijo...

El amor y la educación de unos padres hacen mejor labor que la de cualquier tuto, por muy bueno que este sea. Aunque desgraciadamente, a veces es necesario acudir a ellos.

Leonor dijo...

Un cuento bien contado y mucha enseñanza. Siempre he pensado que la educación demasiado estricta no es buena. Se debe educar con amor y respeto, inculcando la generosidad y la igualdad. En tu cuento has dejado claro en qué desembocó esa educación. Los maestros deben enseñar la forma de ampliar conocimientos pero la educación siempre debe ser cosa de los padres.

Un beso.

San dijo...

Gracias Mónica por estar siempre.
De tu cuento te diré que nos has ido llevando hasta el mismo centro de la historia, con el ritmo adecuado a cada tiempo, detallista y cercano. Me gustó mucho la forma y el fondo. Un placer siempre leerte.
Un abrazo amigo.

Fabián Madrid dijo...

Para tutores asi, mejor no tener ninguno.
Un beso.

Pedro Ojeda Escudero dijo...

Cuando nos aislan de nuestras emociones salen los peores demonios...
Besos.

MOLÍ DEL CANYER dijo...

Eso de dejarse guiar por consejeros y no por lo que dicta el corazón....el emperador se perdió en el punto en que se debia escribir: y fueron felices....dejando en manos de un extrano a su hijo, no podia menos que perderlo. Un bello relato con moraleja, besos.

Charo dijo...

Es una historia excelente, aunque me ha parecido muy triste por la pobre madre y también por el pobre niño que no tuvo la culpa de nada y lo hicieron un ser despreciable y vil. No me da pena el padre, que fue capaz de privar a su hijo del amor de su familia, algo indispensable para una buena educación ya que no todo puede ser disciplina.
Me ha encantado.
Un beso

Montserrat Sala dijo...

Un triste relato pero maravillosamente escrito. una historia de frustraciones y envidias. Cruel pero muy parecido a las realidades que solemos ver.
Te mando unos cuantos besos sueltos pero dulces, para que lso vayas administrando.

Carmen Andújar dijo...

No se dió cuenta de la manipulación que representaba el consejero que consiguió apartarlo de suadre para siempre.
Un abrazo

Juan Carlos Celorio dijo...

¡Diablos! Qué historia más terrible. Al principio pensaba en el mongol Kublai Khan, pero no, luego en el presidente de Corea del Norte, pero él no habría destronado a su padre.
Lo que deja claro tu leyenda es que es necesario crecer con ariño para ser una persona equilibrada.
Un fuerte abrazo.

Yessy kan dijo...

!Que gran relato, Monica!
El machismo del emperador y su ego llevaron a perder a su familia y su destierro. Debió arrepentirse hasta la médula, pero ya fue demasiado tarde. Todo debe ser balanceado. Es la ley de la vida.
Bso

Musa dijo...

Doloroso relato que con la música adecuada, parece que uno se adentra en el aislamiento de la criatura, tristeza y dolor.

Un abrazo.

SÚMATE

Archivo del blog

RANKING DE ESTE BLOG SEGÚN WIKIO

Wikio – Top Blogs

BLOG REGISTRADO

IBSN: Internet Blog Serial Number 1-958-000-000